fbpx
abril 5, 2022 Ana Vargas

¿A veces sientes que te están observando porque te aparece publicidad exactamente de lo que necesitas? Es casi como si te estuvieran leyendo la mente, pero no. Es publicidad programática.

 

Hoy te vamos a hablar de la publicidad programática y de cómo hacer que tus anuncios lleguen a la persona correcta en el momento y en el lugar ideal.

 

Publicidad Programática

¿Qué es la publicidad programática?

 

Es un sistema de compra automatizada de espacios publicitarios de internet y su principal característica es que no se compran espacios fijos, sino que se compra la presencia en los canales de comunicación de personas concretas.

 

Con esto nos referimos a que no pagamos para que nuestro anuncio aparezca en un espacio específico, sino que pagamos para que el anuncio se muestre solo a nuestro target, a nuestros compradores potenciales, en el momento en que estos entren a un sitio web.

 

De esta forma, solo pagamos cuando un usuario que sea parte de nuestro público objetivo nos vea.

 

Así nos aseguramos de que nuestro anuncio llegue justo al cliente indicado, y no gastaremos el presupuesto de marketing en personas que no están interesadas.

 

Resulta mucho más eficiente, ¿no?

 

via GIPHY

 

Por ejemplo, supongamos que estamos vendiendo unas zapatillas de mujer para correr maratones. Sabemos que nuestro público objetivo son las mujeres, de una determinada edad, que tienen interés por el running, y que suelen participar en carreras y maratones. 

 

Entonces de nada nos serviría que un hombre soltero, mayor de cierta edad  y sin interés por el deporte, vea nuestro anuncio. 

 

Lo que hace la publicidad programática es que a ese hombre no le muestra nuestro anuncio, le muestra uno que se ajuste a él. 

 

En cambio, cuando una mujer que cumpla todas estas características (y que posiblemente tenga en mente su próxima maratón) entre en una página web, le va a mostrar nuestra publicidad. 

 

¡Justo en el momento indicado!

 

Esto dispara nuestras posibilidades de éxito ya que seguramente nos va a querer comprar. 

 

via GIPHY

 

Si quieres saber más para volverte un experto en este tema, sigue leyendo que aquí te lo contamos todo, my friend.

 

 

¿Cómo funciona?

 

Para entenderlo tenemos que hablar de cookies, algoritmos, machine learning y big data. 

 

Las cookies son las encargadas de recolectar datos de los usuarios. Ellas son las verdaderas espías… 

 

via GIPHY

 

Todos los datos de todos los usuarios recopilados por las cookies (Big Data), sirven para identificar perfiles similares, lo que entendemos como segmentación. 

 

Entonces, cuantos más datos recogen las cookies, mayor será la precisión en la segmentación. 

 

Finalmente vienen los algoritmos, en este caso los algoritmos específicos de la publicidad programática.

 

Estos algoritmos usan el machine learning para procesar el Big Data e identificar a un usuario cuando entra en un sitio web. Con esta información el algoritmo puede determinar el perfil de usuario y puede ofrecerle publicidad personalizada. 

 

via GIPHY

 

Entonces, es ahí donde entra la publicidad programática. Consiste en comprar un espacio en el preciso momento en el que nuestro cliente potencial entra a un sitio web. 

 

Te estarás preguntando, ¿en qué espacios aparece este tipo de publicidad?

 

Pues puede aparecer en muchos lugares, páginas web, diarios digitales y aplicaciones móviles. Pero eso lo definirá el algoritmo en base a tus necesidades, al objetivo que quieres lograr. 

 

 

Ahora hablemos del proceso…

 

En primer lugar, tú, el genio del marketing digital, tienes que tener claro a qué público quieres llegar. Para esto tienes que usar todas las herramientas de analítica web para segmentar tu audiencia lo mejor posible y conocer a tus clientes.

 

Cuando ya tengas claro a quién quieres que llegue tu anuncio, estás listo para entrar en el juego de la publicidad programática.

 

El siguiente paso será conseguir un Trading Desk, que será el encargado de comprar el espacio publicitario adecuado para ti, el anunciante. 

 

Por otro lado, estará el Sell Side Platform (SSP), que es el encargado de ofertar los diferentes espacios publicitarios en la web.

 

Y para mediar la compra está el Demand Side Platform (DSP), el algoritmo que se encarga de identificar el perfil de usuario que entra a la página y de buscar anuncios que estén dirigidos para ese usuario específico.

 

Es decir que el Demand Side Platform es el que recibe toda la información de las campañas de marketing (los anuncios, las características de tu cliente ideal, los objetivos que te planteas con esa campaña) y con esos datos se encarga de encontrar el espacio perfecto para tus anuncios. 

 

 

¿Cómo se hace la compra de espacios?

 

Es aquí donde se pone emocionante el asunto.

 

Todo sería muy sencillo si tú fueras el único anunciante, pero, no es así. Hay muchos más tratando de vender sus productos. Entonces hay que competir por el espacio.

 

Para ganar un espacio, la publicidad programática usa un sistema de subastas en tiempo real (RTB o Real Time Bidding). 

 

Esto quiere decir que en el momento exacto en que un usuario entra a una página web, el algoritmo se encarga de identificar el perfil del usuario y de localizar todos los posibles anuncios que vayan dirigidos a ese perfil de cliente. 

 

Es ahí donde comienza la puja (RTB). 

 

El algoritmo selecciona al anunciante que más esté dispuesto a pagar por ese espacio. Pero como todo esto ocurre en tiempo real y de manera automática, ese es un valor que tú ya tienes establecido.

 

Por ejemplo, supongamos que dos anunciantes definen que quieren mostrar su anuncio a hombres de 40 años, con mascotas y que vivan en un barrio específico de Barcelona. Pero uno de ellos fijó su precio de compra de espacio en 2€ y el otro en 3€. En el momento en que un usuario con esas características entre a la página, el algoritmo va a seleccionar al mejor postor. 

 

via GIPHY

Todo esto es un proceso automático, que ocurre en una fracción de segundos y con poca interacción humana, lo que hace que la posibilidad de error disminuya. 

 

Pero, ten en cuenta que los diferentes actores humanos de este proceso siempre deben estar supervisando el funcionamiento para garantizar que no haya errores. 

 

 

¿Por dónde empezar?

 

La clave para los anunciantes está en conseguir un Trading Desk.

 

Pero si eres nuevo en esto de la publicidad programática te estarás preguntando, ¿ y qué es eso?

 

via GIPHY

 

Pues son los cracks de la publicidad programática. En Oink estamos en contacto con varios, y si necesitas ayuda te podemos asesorar. Sólo tienes que escribirnos aquí. 

 

Son equipos multidisciplinares que se encargan de poner tus anuncios en los espacios más apropiados. Todo esto lo hacen con el análisis de datos. 

 

Además, son los encargados de analizar los resultados de las campañas para mejorarlas en tiempo real y hacerlas cada vez más a la medida de tu cliente objetivo. 

 

En Trading Desk puedes ser interno, es decir puedes tener un equipo que se encargue de esto en tu compañía, o puedes buscar una agencia externa. 

 

 

¿Quieres saber cuánto cuesta la publicidad programática?

 

Claro que sí. Es lo que todos queremos saber. 

 

Este tipo de publicidad usa el modelo de Coste Por Impresión (CPI) o un Coste Por Mil (CPM), que es el coste por mil impresiones. 

 

Esos costos son variables, y además, como se trata de un modelo de subasta, el precio dependerá de cuántas personas están interesadas en tu mismo target. 

 

Pero en Oink te contamos cuánto puede costar aproximadamente una impresión. 

 

Por lo general, en el caso de CPM, cada impresión tiene un costo de entre 0.50 y 2 dólares

 

 

Lo bueno y lo malo de la publicidad programática 

 

¿Cuáles son las ventajas de la publicidad programática?

 

 

Llega a las personas indicadas

 

Sin duda esto es lo más atractivo de la publicidad programática. 

 

¡Te van a ver los clientes que más se ajustan a tu perfil!

 

Todo el esfuerzo que hiciste en realizar un anuncio creativo e increíble no va a ser ignorado por personas que no están interesadas en tu producto. Solo lo van a ver los que estén interesados, así que seguro que llamarás su atención. 

 

Pero, además, si tienes varios targets, puedes crear campañas que se ajusten a cada perfil. Porque cada cliente es único y la publicidad programática te permite hablar con cada perfil de la manera más adecuada. 

 

 

Más costo-eficiente 

 

Como los anuncios se muestran sólo a las personas indicadas, solo pagas cuando un cliente potencial real ve tu anuncio. 

 

Y esto se traduce en un mayor ROI (return of investment). 

 

El sueño de todo experto en marketing.

 

via GIPHY

 

 

Optimización en tiempo real 

 

La publicidad programática te permite optimizar tu campaña en base a tus resultados. 

 

¡Así que podrás mejorar tus estrategias en tiempo real!

 

Porque la clave está en que siempre se puede mejorar y la mejor forma de hacerlo es analizando lo que tus clientes objetivos piensan. Y la publicidad programática te da esa posibilidad en tiempo real. 

 

Y ahora las desventajas

 

Como siempre, no podemos decir que todo es bueno. 

 

 

Los precios de la publicidad programática son más altos 

 

Aunque las campañas son más costo-eficientes, los costos por impresión son más altos. 

 

No es lo mismo mostrarle tu anuncio a todo el mundo que solo a los clientes de calidad, a los que te interesan. Y esto no solo lo sabes tú, también lo sabe el que vende el espacio. 

 

Por eso los precios de las impresiones son más altos. Porque son impresiones de calidad, que tiene mayor posibilidad de convertirse en leads, en compradores. 

 

 

Puede ser invasiva

 

Al usar una estrategia de marketing dirigida a un público específico corres el riesgo de volverte intenso.

 

y ¡no quiere ser intenso!

 

Para que esto no pase, tenemos una solución. 

 

El Frequency Capping o limitación de frecuencia es tu mejor aliado. 

 

Si no quieres que un usuario vea tu anuncio una y otra vez sin parar, puedes elegir el número de veces que se va a mostrar tu anuncio a una misma persona. 

 

Generalmente, con tres o cuatro veces que un usuario vea tu anuncio está bien. 

 

Si eres de los que viven al límite puedes dejar que lo vean entre siete y ocho veces. Pero no te recomendamos más que eso. 

 

Ten en cuenta que tienes que cuidar a tus clientes potenciales. Puede que en esta campaña no estén interesados en comprar. Pero la próxima puede ser. 

 

Mejor deja una buena impresión en tu cliente, que seguro luego te comprará. 

 

 

La publicidad programática llegó para quedarse 

 

Si te interesa el marketing, la publicidad programática es un must. Es una herramienta que definitivamente tienes que conocer. 

 

Según emarketer.com, las estadísticas muestran una tendencia de crecimiento significativo en los gastos de publicidad programática en Estados Unidos. 

 

En 2021 la inversión en este tipo de publicidad en Estados Unidos fue de 105 billones de dólares, y se espera que esta cifra aumente en los años siguientes.  

 

Crecimiento en la inversión en publicidad programática EEUU 2021

Cifras de inversión en publicidad programática del portal emarketer.com

 


 

Ya para acabar, desde Oink My God te queremos recordar la importancia de los espacios en los que insertas tu publicidad. 

 

Ya sea con publicidad programática, o con el método que elijas, siempre ten en cuenta dónde vas a poner tu anuncio. No queremos que toda la creatividad y el esfuerzo que invertiste se pierdan por estar en el lugar equivocado. 

 

Ahora sí, ¡estás listo para triunfar con la publicidad programática!

ACCEDE A
NUESTROS RECURSOS

¡CONVIÉRTETE EN UN CRACK DEL MARKETING ONLINE!

Consigue la MEGA GUÍA con 37 estrategias TOP
para aumentar tu lista de suscriptores POR LA CARA

    0 Comentarios

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    TE AYUDAMOS
    CON TU
    COMUNICACIÓN